Como usar el ajo como antibiótico y combatir enfermedades

Califica este post

El ajo es un poderoso ingrediente que podemos utilizar para montón de platillos. Es saludable para el cuerpo y por lo tanto se recomienda estarlo comiendo de una forma más o menos constante. Pero tiene todavía más ventajas.

Cuando pensamos en el ajo pensamos en su sabor que puede proporcionar, así como su uso como remedio. Pero también podemos ponernos a pensar en su función como antibiótico, para poder deshacernos de multitud de bacterias.

Es por eso que ahora haremos un repaso por esta funcionalidad del ajo, que podrías estar aprovechando de manera indirecta. Pero que ahora al conocer cómo funciona, podrás terminar por aprovechar mucho mejor.

Como usar el ajo como antibiótico.

Como usar el ajo como antibiótico

Primero, vale la pena aclarar algo: el ajo usado incluso como un medicamento no es algo nuevo. En realidad, se ha venido usando desde tiempos ancestrales como un poderoso remedio natural, para tratar diversas dolencias.

Los registros más antiguos hablan sobre que ya se usaba en tiempos como romanos, egipcios y griegos para tratar heridas de todo tipo. Por lo tanto, solo estaríamos retomando un remedio que ha estado con nosotros miles de años.

Sin embargo, no fue hasta la Segunda Guerra Mundial en que su uso como antibiótico terminó por popularizarse. Durante esos años, era difícil llevar antibióticos al campo de guerra, por lo que optaban por alternativas naturales.

Y es que entre las hierbas y especies, el ajo es bastante barato. Muy poderoso para el precio que puede llegar a tener en el mercado. De hecho, es muy probable que tengas en tu despensa un poco ahora mismo, para poder usar.

Los diversos uso del ajo.

Vale la pena mencionar que tiene un par de funciones muy interesantes.

Lee También  Remedios caseros para tener energía todo el día y dar el máximo desempeño

Función preventiva.

Una de las mejores formas de evitar dolencias es prevenir. Hoy en día, tenemos más una cultura de resolver los problemas una vez que han aparecido. Pero en realidad, podríamos evitar más si tuviéramos cultura de prevención.

El ajo como ya habrás intuido es un antibiótico natural muy poderoso. Y una buena costumbre que puedes adoptar hoy mismo es comenzar a consumir al menos un diente de león todos los días. Tu cuerpo lo agradecerá.

Existen varias situaciones muy beneficiosas para usarlo:

Si bien puedes consumirlo en cualquier momento del día, hacerlo antes de dormir puede reportar todavía más beneficios. Cuando dormimos nuestro cuerpo intentar reparar, el ajo ayudará a exterminar todas las bacterias.

Si vas a viajar a otro país, consumir el ajo puede terminar por ayudar a evitar una intoxicación alimentaria. Al estar consumiendo comida ajena, puedes llegar a tener problemas. El ajo ayudará a compensarlo.

Función curativa.

Esta es la más utilizada y la que causa más interés. Muchas enfermedades podrían ser tratadas si nos deshacemos de las bacterias que se encuentran en su interior. Y el ajo puede ayudar a deshacernos de ellos de manera natural.

Puede ayudar a deshacernos de:

Y lo más interesante es que puedes hacerlo de una manera sencilla. Igual que con la prevención, al comer un diente de ajo al día estarás ayudando a tu cuerpo, brindándole apoyo para desintoxicar. Y consumirlo es algo que puedes volver rutina.

¿Cuándo utilizar este ajo? Si bien decíamos que ahora mismo puedes tener ajo en tu cocina, la realidad es que para poder aprovecharlo mejor deberás tener uno fresco. Mientras más tiempo pase, más propiedades pierde.

Es cierto que puede llegar a ayudarte un ajo que este algo seco que tengas guardado. Pero para aprovechar sus bondades al máximo, lo mejor que puedes hacer es conseguir uno fresco. Que incluso tenga un poco de tallo verde.

Lee También  Remedio casero para dormir bien como bebé

Por lo tanto, si vas a comenzar a consumirlo para apoyarte con tus enfermedades, puedes tener la costumbre de comprar ajos para el día en los supermercados. De esta forma, lograrás sacar el máximo beneficio.

Cómo preparar el ajo para consumir.

Si bien hemos estado hablando de consumir un diente de ajo entero, sabemos que no es algo agradable. El sabor puede llegar a ser bastante fuerte para algunas personas, por lo que dejarán la costumbre de manera muy rápida.

Una forma de poder mejorar su consumo es tomar el diente de ajo y triturarlo. Luego de eso, dejar reposar al aire un cuarto de hora. Posteriormente, lo podrás mezclar con agua, leche o jugo incluso para darle un mejor sabor.

Si no tienes problemas en consumir el diente como si fuera una pastilla, será lo más recomendable. Pero lo mejor será hacerlo de esta manera si tienes problemas con el sabor, para no dejar la costumbre pronto.

El ajo puede llegar a ser usado para luchar contra infecciones del oído, de la garganta y otros más. Es por eso que deberías de incluirlo en el listado de alimentos con los que puedes contar para poder mejorar tu salud en todos los sentidos.

Leave a Reply