Remedios caseros para el dolor de muelas y aliviar el dolor

Los remedios caseros para el dolor de muelas son un excelente apoyo para esos momentos de dolor que son intensos e insoportables. Lo peor es cuando comienza de repente, arruinando por completo nuestro día a día.

Y es que por el uso diario, las muelas y dientes tienen desgaste. En algún momento, pueden llegar a tener algún tipo de fisura, que entre caries o que tenga inflamación. Lo mejor que puedes hacer es acudir a tu dentista.

Pero también es verdad que en ocasiones, no es fácil tener a la mano a un profesional de la salud. Puedes calmar el dolor de muela con algunos remedios temporales que te ayudarán a mitigar el dolor mientras vas a una consulta.

Remedios caseros para el dolor de muelas intenso.

Remedios caseros para el dolor de muelas
Aliviar la inflamación de las muelas ayuda a reducir el dolor.

Hacer uso del enjuague bucal y el hilo dental.

Una forma de aliviar el dolor es por medio de hacerse enjuagues bucales. Estos los venden en básicamente cualquier farmacia. Es una solución que puede utilizarse para apoyar el cepillado de los dientes y eliminar todas las bacterias.

El motivo por el que debemos hacer uso de esta combinación, es debido a que algunos de los problemas causados en los dientes son debido a residuos de comida que pueden quedar alojados. Y se pudren con el tiempo.

El enjuague permitirá matar las bacterias y suavizar todos estos residuos. Haciendo uso del hilo dental, podremos hacer una limpieza más profunda y a conciencia. Hacerlo con regularidad permitirá mantener la salud dental.

Hacer uso de compresas con hielo.

Un método sencillo y económico, que se encuentra fácilmente al alcance en cualquier hogar, es hacer uso de compresas frías. Las bajas temperaturas de la compresa lo que hacen es adormecer esa zona del cuerpo.

Lee También  Como tratar los hongos de los pies con remedios caseros

Es una especie de sedante ligero, lo que permitirá sentir menos el dolor. Vale la pena señalar que no es recomendable hacer uso del trozo de hielo encima de la piel, pensando que de esta forma se tendrá mejor resultado.

La mejor forma es colocar el hielo dentro de una compresa, una tela cualquiera. Y colocarlo por encima de la parte que duele. Dejarlo así por 15 minutos, ayudará tanto a reducir el dolor como también bajar la inflamación.

Prueba con agua tibia con sal.

Este es otro remedio que puede ayudar a tus muelas y encías de una forma accesible y rápida, pues una vez más, son elementos fáciles de tener en cualquier hogar. Vale la pena señalar que se habla de agua tibia, no hirviendo, para no lastimar.

El motivo por el que la sal puede ayudar es debido a ser un antiséptico natural. Algunos de los problemas en los dientes son causados debido a las bacterias, que se encuentran haciendo una acción dañina.

Es simplemente mezclar el agua con la sal, para poder hacer gárgaras con el resultado final. Usa la cantidad que cabe en un vaso pequeño, y haz esas gárgaras al menos unas tres veces al día.

Como calmar el dolor de muela y encías

Hacer uso del ajo.

El ajo es bastante conocido en la cocina, pero también se ha hecho de cierta fama gracias a sus propiedades medicinales. Esto es debido a su naturaleza, puede ayudar a matar las bacterias dañinas, al mismo tiempo que funciona como un analgésico.

Para poder sacarle provecho, puedes utilizarlo de manera directa así crudo y masticarlo de forma lenta. Pero para algunos el sabor puede llegar a ser demasiado fuerte, por lo que puedes hacerlo pasta uniforme y colocarlo en el lugar donde duele.

Masticar perejil ayuda.

Una forma de evitar el dolor es reducir la presencia de bacterias en nuestros dientes. Es tan simple como ir masticando perejil para reducir la carga bacteriana. Esto será un gran apoyo para cualquier tipo de remedio adicional.

Aprovecha el té negro.

El té negro es uno de las bebidas más conocidas junto con el té verde. Y si bien es conocido por su buen sabor, también tiene propiedades para desinflamar, que puede llegar a ser un apoyo para dolores intensos e insoportables.

Lee También  Como calmar la migraña rápido de forma natural

Pero no es exactamente haciendo uso de la bebida, sino de la bolsita que se usa para prepararlo. Deberás colocarla en agua caliente, y posteriormente poner dicha bolsita en la zona donde hay dolor. Ayudará bien a calmar.

Remedios para calmar el dolor de muelas desde casa.

calmar el dolor de muela
Busca alternativas naturales para reducir el dolor de muelas.

Mantén tu cabeza erguida.

Este es un remedio poco conocido, que pocas personas encontrarán relación para calmar mulas picadas o con dolor. Pero debemos recordar que en nuestro cuerpo corre sangre y la presión ejercida cambia dependiendo de la posición.

Por lo tanto, una forma de reducir la presión ejercida en la sangre es intentar mantener la cabeza erguida. Esto se vuelve especialmente importante a la hora de dormir, donde nos acostamos y quedamos completamente verticales.

Prueba con la cebolla.

La cebolla contiene fitoquímicos que permiten deshacerte de las bacterias, las cuales son culpables en gran parte del dolor. Y es tan sencillo de hacer como tomar un trozo de cebolla y estarla masticando.

Esto permitirá que el jugo se esparza. Si sientes que el dolor es demasiado intenso, puedes hacer uso de colocar y exprimir la cebolla directamente en la zona donde duele.

Calmar el dolor de la muela del juicio.

Esto necesita un apartado propio, ya que la muela del juicio puede llegar a ser bastante dolorosa. Y tiene un origen diferente a los anteriores, ya que no es causado por bacterias, sino por cambios propios del cuerpo.

Masticar chicle es una recomendación que permite masajear de manera sutil esta parte del cuerpo. Puede ayudar a dar un alivio temporal, por lo que se recomienda uno sin azúcar, para no empeorar la herida.

Compra un tópico anestésico, el cual puedes terminar por adquirir en cualquier farmacia. Con una pequeña cantidad colocada en la zona permitirá aliviar el dolor causado y calmar las molestias. Hay muchos que son vendidos sin receta y fáciles de conseguir.

Estos remedios caseros para el dolor de muelas son accesibles, naturales y seguros. Pero vale la pena recordar una vez más que solo deben ser algo temporal. Nada sustituye la visita con un especialista.